Fans de “Hamilton” acampan y soportan el sol para ver el musical


Una larga línea de personas espera hoy en las afueras del Centro de Bellas Artes, en Santurce, por un golpe de suerte que les permita conseguir taquillas para ver una de las últimas dos funciones del musical “Hamilton” en Puerto Rico.

Bajo un sol picante, sentados en sillitas de playa o sosteniendo sombrillas las personas esperaban avanzar un poco en la fila para comprar boletos.

A eso de las 11:00 a.m. los ujieres a cargo de atender al público comenzaron a dejar entrar a la boletería a la gente.

Axel Vizcarra consiguió cuatro boletos para la primera función, que verá acompañado de su hija, su hijo y su nieto.

“Hicimos camping. Parte del ‘crew’ llegó al mediodía de ayer, pero a las 7:30 p.m. ya no había taquillas. Así es que decidimos hacer un ‘remake’ de María, como en las filas de Costco”, contó.

Su mayor satisfacción es que podrá darle el gusto de disfrutar de “Hamilton” a su hija, quien es seguidora de Lin-Manuel Miranda y su musical desde que comenzó a presentarse en Broadway.

“Además, esta ha sido una gesta histórica de un gran puertorriqueño y eso hace muy llamativo participar de este evento especial”, comentó Vizcarra.

A las 2:00 a.m. de hoy llegó Gustavo Zúñiga con su pareja Vanessa Pagán.

“Hay deseos genuinos de ver la obra. Por eso hicimos el esfuerzo masivo de venir hoy”, dijo quien diariamente estuvo participando de la lotería de boletos a través de internet. En uno de los intentos consiguió solamente un boleto y no lo compró porque quería asistir con Pagán.

La posibilidad de ver el musical también hizo que la pareja de esposos formada por Timothy Landers y Enid Maldonado madrugaran y viajaran desde Ponce para estar frente al Centro de Bellas Artes a las 7:30 a.m.

“Este es el último día”, comentó Landers. Con mucha paciencia, la pareja ha tomado turnos con su amiga, Edithmar Gustavo, para ir a comprar desayuno o bebidas, mientras soportan la espera.

Y, “como buenos puertorriqueños”, Jorge Mejías e Israel Andino hicieron amistad con sus vecinos en la fila. Con ellos compartieron la sombrilla, el café, la comida y, por supuesto, la conversación.

“Aquí somos una banda de extraños compartiendo todo”, dijo entre risas.

Para el joven Felipe Albors, de 16 años, el último día de funciones de Hamilton fue un buen momento para demostrar cuán fanático es de las piezas teatrales de Miranda. Por eso pasó la mañana en los alrededores del Centro de Bellas Artes cantando canciones de su primer musical “In the Highs”. Con mucha energía y simpatía Albors iba paseándose alrededor de los que esperaban a comprar taquilla. Fue tan buena la acogida que tuvo su actuación, que lamentó no haber ido desde el primer día.

“La gente ha sido súper nice”, aseguró.

Luis Miranda, padre de Lin-Manuel Miranda, llegó poco antes de las 6:00 p.m. al Centro de Bellas Artes, rodeado por cámaras de video que lo grabaron caminando en los alrededores del lugar.

Para él, la llegada de la última función es un momento agridulce.

“Por un lado, contento de que puedo coger un breakecito ahora por par de días. Triste, porque esto ha sido como una montaña rusa: altas y bajas. Pero básicamente nos sentimos tan orgullosos del pueblo de Puerto Rico y de todo lo que hemos podido hacer juntos. Nos acabamos de reunir con los directores de todo un numero de agencias con las que hemos estado trabajando durante los últimos16 meses y al final del día ‘that’s why we are here’. La fama y los aplausos, eso es totalmente secundario a la labor de seguir ayudando a Puerto Rico”, comentó antes de entrar a presenciar la presentación.

Respecto a las conversaciones más recientes que ha tenido con su hijo, Miranda comentó que ha “bajado la pipa” de todos los gustitos culinarios que durante su estadía.

“Es que llegamos y empezamos a comer lechón, arroz con gandules, guineitos maduros y, sencillamente, todo el mundo echó unas libritas. Pero me acaba de decir: ahora estoy listo para hacer 23 funciones más porque ya bajé de peso”, compartió Miranda.

En las afueras de Bellas Artes permanecía “la fila de la esperanza”, hecha por las últimas decenas de personas que esperaban conseguir un boleto para ver la pieza.

“Llevo llamando desde el viernes. Ahora me acaban de devolver la llamada para decirme que no hay boletos”, dijo Eileen Montalvo, quien decidió quedarse esperando hasta que comience la función de las 7:00 p.m. porque “hay que tener fe”.

Durante la espera gente compartía en buen ánimo.

“Somos amigas de la fila”, dijo entre risas Carmen Martínez, otra de las personas que llegó en horas de la tarde a tratar de comprar taquilla para el musical que muchos califican como el más exitoso de la década.


Source link

Be part of our affiliated companies and receive a 20% discount.
www.onevirtualoffice.com
www.be1radio.com
www.rmcommunik.com
www.beonegroup.ca

Need Help?
Let our experienced staff help with virtual helpdesk. click for details.

Services:
– Laptop and Desktop Repair
– Virus and Malware Removal
– Computer Tune-up
– Remote Assistance
– Data Backup
– Data Recovery
– File Transfer and Sharing
– Hardware Diagnostics
– Antivirus Installation
– Software Installation
– Hardware Upgrades
– New System Setup
– Printer Troubleshooting
-Webmaster,hosting,Logo , Graphic design
-Social media Management
– Networking
– Install Windows Operating System (10, 8, 7, Vista and XP)

Business & Residential Toll Free: 1-800-432-1475 | Direct: (438)488-3296

About rasco

Be Happy the future is friendly.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

Allrights Reserved 2007-2018 - Beone Magazine - powered by rasco