La montaña rusa de Henry Ramos: inicia el verano sin empleo y termina debutando en las Grandes Ligas

Los meses transcurrían y las esperanzas del pelotero Henry Ramos de poder conseguir trabajo en el béisbol organizado se iban agotando a pasos agigantados.

Ramos, un veterano jardinero puertorriqueño con 11 años de experiencias en liga menor, se había quedado sin empleo desde el 2020 cuando surgió la pandemia por el COVID-19. El salario que devengó con los Indios de Mayagüez en la temporada del béisbol invernal fue su único sustento.

Abrazado a una nueva fe cristiana, Ramos se mantuvo estoico y paciente, mientras se desempeñaba como instructor de bateo para niños en el área de Kissimmee, Florida, hasta que sus representantes le anunciaron en mayo que la organización de los Diamondbacks de Arizona le estaban ofreciendo una oportunidad de empleo. Esto ocurrió casi cuatro meses después de su último juego oficial.

El resto es historia.

Tras participar de forma exitosa en el circuito Triple A de los Diamondbacks, el ambidextro bateador natural de Maunabo recibió el ansiado llamado a las Mayores, luego de 11 años en el profesionalismo. Debutó el pasado 5 de septiembre disparando un doblete.

“Dios me sacó de los muebles de mi casa”, reflexionó un relajado Ramos en conversación telefónica con El Nuevo Día desde el hotel donde se hospedan los Diamondbacks en Los Ángeles.

Reflejando una paz espiritual en su voz, Ramos explicó la experiencia vivida en los pasados meses, cuando se vio obligado a buscar un trabajo brindando clínicas para poder llevar el sustento a la familia.

“Yo me mantuve haciendo mis cosas, entrenando para poder pagar los gastos, la casa y los gastos de mi familia. Tenía que ganarme el peso. Entonces me mantuve dando clínicas a jóvenes hasta mayo, cuando Francis (Márquez) me dio la noticia”, dijo Ramos, refiriéndose a su agente.

“Francis no habla mucho conmigo cuando hay alguna organización con interés. Porque, como los equipos dicen: es mejor no decir nada porque después puede pasar otra cosa”.

“Recuerdo que me dijo ‘recoge que te vas para Arizona. Te firmamos’. Yo estaba llegando al parque para trabajar con los nenes míos (clínicas). Gracias a Dios que conmigo está un grupo bueno de coaches, a los que les expliqué y me dijeron: ‘muchacho arranca y vete, ¿qué estás esperando? Nosotros te cubrimos’”.

Ramos, quien fue selección de quinta ronda por los Red Sox de Boston en el sorteo del 2010, admitió que aunque siempre albergó la esperanza de poder regresar al béisbol organizado, pensó que sería cuesta arriba para él entrar en mayo, cuando la temporada llevaba un mes de competición, y por los espacios limitados de las organizaciones en liga menor.

“Yo no perdí las esperanzas, pero ya había empezado la temporada, obviamente. Si te digo que yo estaba firme en que conseguiría trabajo, te miento”, reconoció Ramos.

“Si esto me llega a pasar dos años atrás, me hubiese vuelto loco. Pero ahora que he conocido a Cristo y estoy tratando de tener una relación con Él, me dio fuerza en todo ese tiempo y me sostuvo. Ahora yo analizo y me pregunto dónde estaba metido y de dónde me sacó”, reflexionó. “El panorama estaba bien complicado y Dios me sacó de los muebles de mi casa. Me ayudó a no desenfocarme y continuar entrenando”.

Si esto me llega a pasar dos años atrás me hubiese vuelto loco. Pero ahora que he conocido a Cristo y estoy tratando de tener una relación con Él, me dio fuerza en todo ese tiempo y me sostuvo. Ahora yo analizo y me pregunto dónde estaba metido y de dónde me sacó“

Henry Ramos / jardinero de los Diamondbacks de Arizona

Reconociendo la responsabilidad que tenía con el grupo de niños que tuvo a su cargo en Florida, Ramos sintió que no podía fallarles luego de que recibiera la noticia de su regreso a las menores. Pero, por el otro lado, analizó que era la oportunidad que estaba esperando con mucha ilusión.

“Mi sueño obviamente es jugar béisbol. Me dio esa inseguridad cuando vas a empezar algo nuevo”, agregó Ramos, quien recibió el apoyo de su familia en el proceso y de sus agentes Marquez y Oscar Meléndez.

Por cosas del destino, Ramos, quien en el 2019 perteneció a la organización de los Giants de San Francisco, fue directo a nivel Triple A con Arizona al lesionarse uno de los jardineros.

Sin una preparación completa y sin ver apenas pitcheos vivos, Ramos quemó la Triple A al promediar .371 con 12 jonrones y 57 remolcadas.

“El año que menos preparado estaba, no tuve spring training, tres meses y medio sin ver un lanzador. Fue increíble. Ellos me habían dicho que fuera a entrenar semana y media, pero el día que llegué y me puse la vacuna, me llamaron para decirme que no tenían a nadie en Triple A (outfield). Me dijeron: ‘te necesitamos ya’ . Yo les respondí: ‘un día antes yo estaba sin trabajo así que solo me tenían que decir en qué vuelo me montaba’”, recordó.

“Estaba nervioso cuando llegué al hotel, pero pensé que si Dios me sacó de los muebles y me puso ahí, es para no hacer el ridículo”.

Reacciona el agente Francis Márquez

Por otro lado, su agente Márquez resaltó la fortaleza mental de su cliente y su nueva actitud tras entrar de lleno a la religión.

Todo esto lo ayudó a superar todos los obstáculos que se le cruzaron en el camino.

“Nosotros le dijimos a Henry que no nos íbamos a quitar con él y conseguimos una oportunidad para firmar en Arizona en mayo”, recordó Márquez.

“No hizo entrenamiento. Cuando lo llevan directo a Triple A es porque habían unos jugadores lesionados. Entonces, le reducen de jugar de cuatro a cinco juegos por semana a jugar de dos a tres. Y sobrepasa esos obstáculos y se calienta otra vez. En mis 18 años (de experiencia), rara es la vez que he visto un jugador así”.

En 24 turnos, Ramos promedia .250 con Arizona. Tiene un jonrón y seis impulsadas.




Source link

Be part of our affiliated companies and receive a 20% discount.
www.onevirtualoffice.com
www.be1radio.com
www.rmcommunik.com
www.beonegroup.ca

Need Help?
Let our experienced staff help with virtual helpdesk. click for details.

Services:
– Laptop and Desktop Repair
– Virus and Malware Removal
– Computer Tune-up
– Remote Assistance
– Data Backup
– Data Recovery
– File Transfer and Sharing
– Hardware Diagnostics
– Antivirus Installation
– Software Installation
– Hardware Upgrades
– New System Setup
– Printer Troubleshooting
-Webmaster,hosting,Logo , Graphic design
-Social media Management
– Networking
– Install Windows Operating System (10, 8, 7, Vista and XP)

Business & Residential Toll Free: 1-800-432-1475 | Direct: (438)488-3296

About rasco

Be Happy the future is friendly.
Allrights Reserved 2007-2018 - Beone Magazine - powered by rasco