Los Celtics se meten en semifinales de la Conferencia Este

El pívot dominicano Al Horford y el base Terry Rozier aportaron 26 puntos cada uno y los Celtics de Boston vencieron 112-96 a los Bucks de Milwaukee en el séptimo y decisivo partido de la eliminatoria de la primera ronda de playoffs de la Conferencia Este que ganaron por 4-3 al mejor de siete. Ahora los Celtics tendrán, a partir del lunes, que enfrentarse a los Sixers de Filadelfia, y el primer partido de la eliminatoria de semifinales que el equipo de Boston va a disputar por segunda temporada consecutiva, se jugará en su campo del TD Garden. Rozier, que estableció su mejor marca como profesional, se convirtió en el factor sorpresa ganador que hizo olvida al base estrella Kyrie Irving baja desde el final de la temporada regular con una lesión de rodilla que le obligó a pasar por el quirófano. El base titular de los Celtics anotó 10 de 16 tiros de campo, con 5 de 8 intentos de triples, y 1 de 3 desde la línea de personal, además de repartir nueve asistencias y capturó seis rebotes. Mientras que Horford, que jugó 33 minutos, también brilló en la ofensiva de los Celtics al anotar 13 d 17 tiros de campo, falló un intento de triple y tampoco acertó con los dos lanzamientos que hizo desde la línea de personal. Horford capturó ocho rebotes, incluidos seis defensivos, repartió tres asistencias, recuperó un balón, perdió cuatro, puso un tapón y le señalaron tres faltas personales. El alero novato Jayson Tatum también destacó al aportar 20 puntos que ayudaron a los Celtics a conseguir su objetivo de hacer valer la ventaja de campo y conseguir el pase a las semifinales que iniciaran en el mismo escenario el TD Garden de Boston. Los Celtics, que jugaron su trigésimo primero séptimo partido para definir una serie –récord en la NBA–, dejaron la marca en 20-4 de los jugados en su campo y una global de 23-8. También fue el segundo séptimo partido que se disputó esta semana en el TD Garden después que los Bruins de Boston ganaron a los Maple Leafs de Toronto en los playoffs de la Liga Nacional de Hockey sobre Hielo (NHL). Los Bucks tuvieron de nuevo al alero Khris Middleton como el líder del ataque al conseguir 32 puntos, el base Eric Bledsoe llegó a los 23 tantos y el alero griego Giannis Antetokounmpo logró 22 puntos y nueve rebotes que esta vez no salvaron a su equipo de la derrota y la eliminación. El equipo de Milwaukee ha podido superar la primera ronda de playoffs una vez desde 1989 y ha perdido nueve series consecutivas desde el 2001 cuando tenían en la plantilla a Ray Allen, Glen Robinson y Sam Cassell. Todos ellos bajo la dirección del entrenador George Karl que los llevó a las finales de la Conferencia Este en el 2001 cuando las perdieron ante los Sixers. Los Bucks tienen marca de 0-18 en las series de playoffs que han disputado y perdieron los dos primeros partidos y 2-8 en los decisivos séptimos partidos. Tatum consiguió nueve puntos en el primer cuarto, cuando los Celtics encestaron 15 tantos consecutivos, incluido un toque de Antetokounmpo al intentar capturar el rebote, y 20 de los últimos 22 del periodo que acabó con parcial de 30-17 favorable a Boston. Los Bucks intentaron siempre reaccionar y anotaron 11 puntos consecutivos al inicio del segundo cuarto para ponerse a sólo dos por debajo en el marcador, pero de nuevo el ataque de los Celtics recuperó su eficacia con nueve tantos seguidos y volvieron a imponer el dominio en el marcador (41-30) hasta llegar al descanso con el parcial de 50-42. A pesar que los Celtics sólo anotaron 1 de 12 intentos de triples en el resto de las facetas del juego fueron superiores a los Bucks, que al final tampoco tuvieron la misma consistencia colectiva que el equipo de Boston, que sintió el apoyo de las grandes figuras del deporte profesional de Boston, que acudieron a presenciar el partido. Entre ellos estuvieron John Henry dueño de los Medias Rojas de Boston del béisbol profesional de las Grandes Ligas, junto con un gran número de jugadores y el piloto novato del equipo, el puertorriqueño Alex Cora. También estuvo el dueño de los Patriots de Nueva Inglaterra, Robert Kraft. Inicio demoledor de los Warriors El alero estrella Kevin Durant volvió a reivindicar su condición de estrella y líder al aportar un doble-doble de 26 puntos y 13 rebotes que lo dejaron al frente del ataque balanceado y ganador de los Warriors de Golden State que se impusieron por paliza de 123-101 a los Pelicans de Nueva Orleans en el primer partido de las semifinales de la Conferencia Oeste. Los Warriors, que tienen la ventaja de campo, la mantuvieron al ponerse con 1-0 en la serie que van a disputar al mejor de siete, y el segundo se jugará en el mismo escenario del Oracle Arena, el próximo martes. Junto a Durant, el ala-pívot Draymong Green también fue decisivo al conseguir un triple-doble de 16 puntos, 15 rebotes –11 defensivos–, repartió 11 asistencias, recuperó tres balones, perdió otros tres, puso dos tapones y cometió dos faltas personales. La inspiración encestadora de Durant y el poder físico de Green fueron decisivos en el juego de los Warriors, que defienden el título de campeones de la NBA, y que jugaron un segundo cuarto de ensueño al anotar 41 puntos por 21 de los Pelicans, que nunca tuvieron capacidad de reacción ante el vendaval de buen juego del equipo de Golden State. La ausencia del base estrella Stephen Curry, que ya está listo para volver en cualquier momento durante la serie, no fue impedimento al ataque arrollador de los Warriors. El entrenador de los Warriors, Steven Kerr, que alabó el gran partido que habían hecho todos los jugadores, confirmó que Curry puede volver con el equipo cuando se dispute el segundo partido aunque lo hará con limitación de minutos. “Se encuentra en una gran condición física y de ánimo, pero no queremos forzar nada con su vuelta”, destaco Kerr. “Ahora todo el equipo ha comenzado a rendir y estar balanceado por lo que no hay que apresurar nada”. Curry, dos veces ganador del premio de Jugador Más Valioso (MVP) de la NBA, ha sido baja con el equipo desde el pasado 23 de marzo cuando sufrió una torcedura en la rodilla izquierda. Junto a Durant y Green, el escolta Klay Thompson también fue decisivo en el ataque de los Warriors al aportar 27 puntos –máximo encestador del equipo–, después que anotó 4 de 9 triples, además de capturar seis rebotes defensivos, repartió dos asistencias y puso dos tapones. Thompson se encargó de anotar los triples consecutivos en la recta final de la primera parte con parcial de 76-48 favorable a los Warriors, 76-55 al irse al descanso, y todo decidido de cara al resto del partido. De nuevo, el juego de transición de los Warriors fue letal porque no dieron opción ni descanso a la defensa de los Pelicans, ni tampoco el ataque del equipo de Nueva Orleans pudo tener los mejores tiros a canasta en el Oracle Arena. Los Warriors abrieron la segunda parte con otro parcial de 13-5 y ahí se acabó el partido para los Pelicans. El escolta Nick Young salió de titular como alero de los Warriors mientras que el veterano Andre Iguolada, ganador del premio de MVP de las Finales de la NBA del 2015 lo hizo en el puesto de Curry y los Warriors establecieron un récord de equipo con 13 triunfos consecutivos en partidos de playoffs disputados en su campo del Oracle Arena. El ala-pívot Anthony Davis consiguió un doble-doble de 21 puntos, incluidos 10 en el primer cuarto, y 10 rebotes, pero luego ya no tuvo facilidad para hacer los tiros a canasta y falló 11 de 20. La aportación de Davis estuvo muy lejos de los promedios de 33 puntos, 12 rebotes y 2,8 tapones que había logrado en la eliminatoria de la primera ronda ante los Trail Blazers de Portland a los que barrieron por 4-0. Mientras que el base Jrue Holiday, otro jugador clave en el ataque de los Pelicans, esta vez acabó el partido con apenas 11 puntos tras fallar 10 de 14 tiros de campo. El veterano base Rajon Rondo tampoco pudo ser factor ganador al conseguir nueve puntos y 11 asistencias, mientras que lo mismo sucedió con el ala-pívot montenegrino español Nikola Mirotic, que siguió de titular con los Pelicans y logró nueve puntos en los 29 minutos que disputó. Mirotic anotó 3 de 9 tiros de campo, con 1 de 4 triples, y 2-2 desde la línea de personal. El jugador internacional español si tuvo protagonismo dentro de la zona al capturar ocho rebotes, incluidos seis defensivos, repartió dos asistencias, recuperó un balón, perdió tres y le señalaron dos faltas personales
Deportes

About rasco

Be Happy the future is friendly.

Leave a Reply

Allrights Reserved 2007-2018 - Beone Magazine - powered by rasco