Varios exponentes de la música urbana exige “respeto” a la Academia



“Sin reguetón no hay Latin Grammy”, exclaman muchos exponentes de este género, pero sin las producciones suficientes, tampoco hay nominaciones. Así puede sintetizarse la controversia desatada por varias de las figuras más importantes de la música urbana, quienes reclaman a la Academia Latina de las Artes y Ciencias de la Grabación (LARAS por sus siglas en inglés) trato equitativo al reguetón dentro de la industria musical y del proceso de postulaciones al mencionado galardón, que cumple 20 años.

Los reguetoneros Daddy Yankee, J Balvin, Wisin, Tego Calderón, Anuel AA, Karol G, Natti Natasha y Maluma, entre otros, gestaron desde el martes un movimiento en las redes sociales en contra de los premios Latin Grammy para no participar en la edición de este año, a celebrarse el 14 de noviembre en Las Vegas, Nevada. Los reguetoneros alzaron sus voces para exigirle a LARAS que valide el reguetón como un reglón único dentro de las 50 categorías que consideran para la evaluación de parte de los miembros del ente musical. La Academia de la Grabación reveló el martes el listado de las nominaciones para la vigésima edición, cuyo veredicto desató el malestar.

“A pesar de estar nominado, no estoy de acuerdo de la manera que trataron al género y a muchos de mis colegas. Recuerden una cosa muy importante, su plataforma no fue la que creó este movimiento. Esto va más allá de un premio. Esto es cultura, credibilidad, pertinencia y RESPETO”, escribió Daddy Yankee en las redes sociales, luego de que el productor Rafael Pina tildará de machistas a los miembros de la Academia al excluir a las exponentes Natti Natasha, Karol G y Becky G de las nominaciones. En las tres categorías de música urbana que premia la Academia, las cantantes urbanas Rosalía y Anitta son las únicas dos mujeres nominadas.

El “Big Boss”, entretanto, está nominado junto a Snow en la categoría de Mejor fusión interpretación urbana por la canción “Con calma”.

La inclusión del género urbano en los premios se dio en el 2004, pero no fue hasta el 2013 que se dividió en tres renglones. Estos son: Mejor fusión interpretación, Mejor álbum y Mejor canción, mientras que otros géneros como el tropical y el de la música regional mexicana cuentan con más de cinco subdivisiones.

Este año, a diferencia de otras ediciones, los exponentes urbanos no lideran las cuatro categorías de los premios que son: Grabación del año, Álbum del año, Canción del año y Mejor nuevo artista. En ediciones anteriores René Pérez, J Balvin, Nicky Jam, Daddy Yankee y Maluma han figurado con menciones o premios en estos reglones. La española Rosalía quien lidera las nominaciones de este año con Alejandro Sanz, es la única representante del género urbano que goza con la mención de Álbum del año por su producción “El mal querer”, y Grabación del año por “Aute Cuture”. El mismo disco compite al Mejor álbum vocal pop contemporáneo.

El reclamo de J Balvin, quien fue el artista con mayor número de nominaciones en la edición pasada de los Latin Grammy, -tuvo ocho y ganó el de Mejor álbum de música urbana-, va dirigido a clasificar las nominaciones por subdivisiones o subgéneros. Con ello se expandiría la cantidad de participaciones de los artistas y no competirían con figuras que no son del género urbano.

“Las nominaciones que le dicen urbano dejan tan abierto el canal que meten a cualquier persona que hace una colaboración o que tiene una batería de reguetón dentro del urbano. Hay una confusión muy grande. Debería ser una categoría que se llame reguetón y no meter todo en ese gran nombre de urbano. No estoy de acuerdo con la parte de utilizarnos para el rating y después no llevarnos lo que nos merecemos en nuestras categorías. Estos no son los premios del que más venda, no no son los premios de los que el pueblo más quiere, pero en realidad hay que cambiar de una vez quiénes están votando dentro de las categorías. (Quienes voten) tienen que reconocer qué es reguetón, qué es trap, qué es un buen álbum de género de reguetón de rap. Una persona que sepa mucho de salsa no puede tener todas las condiciones para evaluar un álbum de reguetón”, explicó la voz de “Mi gente” en un vídeo que publicó en sus redes sociales y que cuenta con miles de mensajes de apoyo de sus seguidores.

El reguetonero colombiano al igual que otros exponentes urbanos que promueven la censura a la participación en la ceremonia de los premios a través de una imagen del gramófono característico del premio Grammy con el mensaje “Sin reggaetón no hay Latin Grammy”, aclaró que el que no esté de acuerdo con el proceso de calificación de la Academia no significa que no respalda a sus colegas nominados o a otros géneros musicales. La voz de “Dura” y Karol G, también se hicieron eco de las palabras de Balvin.

Entretanto René Pérez exhortó ayer a los reguetoneros que critican el proceder de la Academia a que se relajen “porque ningún premio determina la calidad de la música y deben disfrutarlo a la misma vez ser colegas de los colegas del género urbano”.

“A mí me ganó Enrique Iglesias, que no rapea, en el género urbano contra el tema ‘Adentro’, pero no me voy a molestar por eso. Dijeron que no hay mujeres nominadas y sí hay. Está Kany García, Rosalía que la está partiendo. En años anteriores, ha estado Natalia Lafourcade y mi hermanita (Ile Cabra) que pienso debe ser nominada un montón de veces. Si nos quejamos por los Grammy, nos tenemos que quejar por los premios Lo Nuestro, Premio Juventud y Billboard. No se rocheen por eso, protesten por las cosas que valen la pena”, expresó Pérez quien a su juicio entendía que el tema “Rap bruto” debió recibir una nominación, pero no fue así.

Habla la Academia Latina de la Grabación

Ante el descontento de los exponentes urbanos por el proceder de la Academia Latina de las Artes y Ciencias de la Grabación a las nominaciones de este año esta explicó que la inclusión del reguetón y sus corrientes musicales se dio en el 2004 en respuesta a la evolución de la música latina. Curiosamente fue el mismo año que Daddy Yankee se da a conocer mundialmente con el éxito “Gasolina”. En esa edición el rapero puertorriqueño Vico C ganó el premio de “Mejor álbum de música urbana” por su producción “En honor a la verdad”, este fue el único renglón dedicado al género urbano. Años más tarde se incluyeron dos categorías adicionales.

“La Academia Latina de la Grabación realiza las votaciones desde hace 20 años a través de 3,500 miembros activos con derecho a votar. En la actualidad hay cerca de 4,000 miembros que provienen de más de 34 países, conformados por artistas, técnicos y profesionales del mundo de la grabación de todos los géneros”, precisó Gabriel Abaroa, Jr. presidente de la Academia Latina de la Grabación a El Nuevo Día.

La selección de los nominados en los Latin Grammy se produce primero a través de un comité evaluador interno de la Academia que verifica que cada producción cumpla con los requisitos establecidos. Ese comité no vota. El material considerado merecedor de una nominación pasa a los miembros para su votación. La Academia, según detalló Abaroa nunca influye en las decisiones de los miembros, “incluso cuando hay gente que no concuerda con los resultados”.

“Cada voto es personal, y al ejercerse el voto se contabiliza en forma independiente por la firma de auditoria internacional Deloitte. Cada voto cuenta lo mismo. La única petición de la organización es que los miembros determinen según sus criterios lo que es la música que reunió estándares de excelencia durante el año inmediato anterior. Para saber cuáles son los criterios habría que preguntarle a cada miembro individualmente, cosa que no hacemos por respeto a la confidencialidad del voto. Los miembros de la Academia Latina son los que nominan”, explicó Abaroa.

Vital afiliarse a la academia

El periodista Javier Santiago, quien hace 20 años es miembro activo de la Academia Nacional de Artes y Ciencias de la Grabación (NARAS), así como de LARAS, detalló que toda persona que trabaje en la industria de la música, desde intérpretes hasta productores puede pertenecer a la organización mediante afiliación directa pagando la cuota anual.

En ese sentido Santiago aclaró que ante la controversia desatada sobre el género urbano cualquiera que trabaje en la industria y pertenezca a la Academia tiene derecho a votar.

“Mi exhortación es que más personas dentro de la música se afilien a la Academia para que puedan votar y abogar por las categorías”, aseguró el creador y director de la Fundación Nacional para la Cultura Popular.

Santiago especificó que el proceso de votación de los miembros activos permite que todos los socios puedan seleccionar en las cuatro categorías principales; Grabación del año, Álbum del año, Canción del año y Mejor nuevo artista. Luego el miembro debe elegir entre un limité de categorías musicales. Es decir, el miembro no puede elegir nominados en todas las categorías.

Aclaró que un reglón para ser considerado debe tener mínimo cada año 25 producciones sometidas por categoría.


Source link

Be part of our affiliated companies and receive a 20% discount.
www.onevirtualoffice.com
www.be1radio.com
www.rmcommunik.com
www.beonegroup.ca

Need Help?
Let our experienced staff help with virtual helpdesk. click for details.

Services:
– Laptop and Desktop Repair
– Virus and Malware Removal
– Computer Tune-up
– Remote Assistance
– Data Backup
– Data Recovery
– File Transfer and Sharing
– Hardware Diagnostics
– Antivirus Installation
– Software Installation
– Hardware Upgrades
– New System Setup
– Printer Troubleshooting
-Webmaster,hosting,Logo , Graphic design
-Social media Management
– Networking
– Install Windows Operating System (10, 8, 7, Vista and XP)

Business & Residential Toll Free: 1-800-432-1475 | Direct: (438)488-3296

About rasco

Be Happy the future is friendly.
Allrights Reserved 2007-2018 - Beone Magazine - powered by rasco